¿Qué es la viscosidad de un líquido?

¿Qué es la viscosidad de un líquido?

La viscosidad es una propiedad importante de los líquidos que describe la resistencia del líquido a fluir y está relacionada con la fricción interna de este.

Es decir, que un líquido será más viscoso que otro cuando fluye más lentamente o cuando es más espeso.

Algunos ejemplos de viscosidad son la miel, los lubricantes de vehículos o el champú en estos se observa con claridad porque se mueven con dificultad y no se derraman fácilmente.

Por eso, la viscosidad es una de las principales características de los líquidos, y se determina de la siguiente manera: A mayor resistencia de un líquido para fluir y deformarse, más viscoso es. Habrá mayor o menor viscosidad según la resistencia que hagan las moléculas o las partículas que conforman un líquido al momento de separarse o deformarse. A mayor fuerza de adherencia de las moléculas, mayor viscosidad.

Por tanto, a mayor viscosidad, más resistencia opondrá el fluido a su deformación, o, lo que es lo mismo: cuanto más fuerte son las fuerzas intermoleculares de atracción, mayor es la viscosidad.

No obstante, esta propiedad varía al someter el líquido al calor, ya que este disminuye la viscosidad y permite que se desplace con mayor rapidez.

Un buen ejemplo de esto es la miel, lo vemos a continuación:

  • A 40ºC su viscosidad oscila entre los 2.000 Cps – 4.000mPas  
  • A 10-15 ºc su viscosidad supera los 100.000mPas 

Sin embargo, aquellos líquidos que carecen de viscosidad reciben el nombre de  fluido ideal, justamente porque tienen fluidez.

Solo recordar que con los equipos de Dotest,S.L. se pueden dosificar líquidos de hasta 7.000.000 mPas. 

Aquí unos ejemplos de los distintos líquidos y su viscosidad:

A continuación ponemos en práctica la teoría vista anteriormente en un vídeo donde se muestran unos sencillos ejemplos.

Más en esta categoría: « GAP Filler y TIM: Aplicaciones y usos